Últimas noticias

Dragon Ball Super: capítulo 8

Seguimos con el resumen diaria de los capítulos de Dragon Ball Super en Boing. En el anterior episodio, dejamos a Bills a punto de destruir la Tierra y a Bulma en el suelo después de ser abofeteada por el Dios de la Destrucción y Vegeta en pleno ataque de ira.

El Príncipe de los Saiyan empieza su ataque, al principio Bills los rechaza con solo una mano pero después se ve ligeramente abrumado de los golpes de Vegeta tanto que incluso debe protegerse de un Cañón Galick que le lanza a corta distancia. Aunque ninguno de estos ataques le producen nada al poderoso Dios.

Después de esta ráfaga y de evadirse el humo, aparece Bills impasible y, acercándose a un tembloroso Vegeta le dice que hacía tiempo que no había usado el 10% de su fuerza y que se lo ha pasado mejor que con el Saiyan que había en el planeta de Kaito y le golpea con una mano. Vegeta cae al suelo volviendo a su estado base.

Nota del episodio: Gracias a este ataque de ira se ve como Vegeta ha superado el nivel del SSJ3 de Goku ya que, este, con esta transformación no fue capaz de hacerle ningún daño al Bills. En la versión japonesa, Bills dice que ha utilizado solo el 1% de su fuerza y, en la versión española, dice el 10%.

Bills, insiste en destruir la Tierra aunque se está planteando no hacerlo porque, aquí, es dónde ha encontrado la mejor comida que ha probado, Bulma le da toda la razón y le dice que no vale la pena ya que todavía hay mucha más comida deliciosa por probar. El Dios acepta pero propone un trato… Pero antes de contarlo ¿Dónde están Pilaf, Mai y Shu? Han huido en un bote salvavidas tras ver la batalla de, como denomina el Emperador, esos dos monstruos. Pensando que sus secuaces han recogido comida, se confía hasta que la chica le dice que se les ha olvidado con las prisas, así que deciden regresar al Princess Bulma.

Mientras, en el barco, Bills observa a todos los amigos de Goku y elige a Oolong para realizar la prueba que les propone: tiene una oportunidad para ganarle al Piedra, Papel, Tijeras. Si gana el cerdo, no destruirá la Tierra, si pierde, la hará cenizas. Mientras Oolong piensa y desea que sea un sueño, los demás le insisten y le presionan y Bills grita de impaciencia para que suba al escenario donde está colocado para jugar.

Una vez en el escenario, los dos personajes empiezan a mover sus manos, una, dos, tres y… empate, los dos sacan tijera. Lo vuelven a intentar, un, dos, tres… vuelven a empatar. Lo intenta no sin antes saber Oolong que, si gana, Bulma le regalará lo que quiera. Un, dos tres y… ¡PIERDE! Oolong saca tijeras, Bills piedra.

Mientras Puar y Oolong discuten por haber perdido, Bills alza el vuelo y prepara una gran bola de ki para acabar con el planeta pero, justo cuando la iba a lanzar, una voz le grita ¡Espera! es… ¡GOKU!

El saiyan, después de disculparse por llegar tarde al cumpleaños y no traer regalo, le dice a Bills que espere antes de destruir la Tierra. El Dios le dice si quiere volver a luchar contra él pero Goku sabe que en el estado actual no podría ganarle pero conoce a alguien que les puede ayudar a encontrarlo. Vegeta le pregunta y la idea de Goku es llamar a Shen-Long para que les ayude. Bills deshace la bola de energía y le da la última oportunidad de encontrar al al Super Saiyan Dios, si no, destruirá toda la Tierra.

Y ahora… ¡a esperar al próximo capítulo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: